Bebé

Huevo en la dieta de un bebé y un niño pequeño

Huevo en la dieta de un bebé y un niño pequeño


We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.

Alrededor de los huevos crecieron Mucha controversia. En un momento, se les culpó por aumentar el colesterol en la sangre y se les recomendó encarecidamente limitar su consumo. Hoy sabemos que vale la pena comer los huevos con moderación. También deben incluirse en la dieta del niño.

A menudo, los padres se olvidan de incluir huevos en el menú del bebé. Están más enfocados en servir carne y pescado, preparando las primeras sopas, mientras que son ricos en ingredientes valiosos: vitaminas, minerales y ácidos grasos, el huevo debe estar en el menú de los niños pequeños. Como símbolo de la vida, tiene una tarea importante que cumplir. ¿Cómo introduce un huevo a la dieta de su bebé?

¿Cómo empiezas a alimentar huevos?

Tenga en cuenta que las recomendaciones para expandir su dieta están cambiando. Hasta 2015 se veían así:

Para los niños sanos sin alergias alimentarias, los huevos se introducen en la dieta después de los siete años. En este momento, se puede encontrar el menú del bebé. media yema de huevo, es decir, 1,5 cucharaditas crudas, que deben incluirse cada dos días en sopa de verduras o puré. Si agregamos yema cruda, recuerde hervir todo el plato. También podemos encender la yema, hirviendo y frotando la sopa. A los bebés y niños pequeños no se les puede dar un huevo crudo. Cuando su bebé tiene 9 meses y se lo alimenta artificialmente o 10 meses y se lo alimenta naturalmente, puede darle media yema todos los días. A partir de los 11 meses, puede presentarle a su hijo un huevo duro entero 2-3 veces por semana.

Actualmente (a partir de 2015) se recomienda introducir huevos (solo yemas o huevos enteros) a partir de los 5-6 meses de edad. Si existe un alto riesgo de alergias, se recomienda alimentar solo una parte de las yemas de huevo o proteínas con dos semanas de diferencia.